CRÓNICA| Un Badajoz efectivo frenó la progresión placentina (0-2)

cronica-una-badajoz-efectivo-freno-la-progresión-placentina-0-2

El Plasencia aguantó bien hasta el 70. Ahí Joaqui Flores fabricó los dos goles que darían la victoria a los suyos. Gabri y Juanals (P.P) marcaron los goles.

pc-box-seccion

img-20161012-wa0003En los prolegómenos del partido dos mitos del Atlético de Madrid, Paco Melo y Eusebio, fueron los encargados de realizar el saque de honor del partido. En torno a unos 900 espectadores se dieron cita en la mañana fresquita de hoya para presenciar en directo el Unión Polideportiva Plasencia contra el Club Deportivo Badajoz.

Aunque el Badajoz dominó la parcela de creación durante la primera mitad, ese dominio no se vio refrendado ni con goles ni con ocasiones. Tan solo un par de tímidos acercamientos de Rodao y Joaqui fueron las llegadas, si se les puede llamar así, que tuvieron los visitantes en los primeros 45 minutos.

img-20161012-wa0000Ya en la segunda mitad ambos equipos se pusieron las pilas. En el primer minuto tras la reaundación un balón de Jose Mari acababa con un gran disparo de Dieguito que salía rozando el larguero de la portería defendida por Isi. Era el primer aviso y los pacenses tomaban nota reaccionando. Minutos después, era de nuevo Joaqui el que botaba un córner que era rematado por Pozo. Su remate lo sacaba Manolo Ladero de la misma escuadra enviando el balón a saque de esquina. Un paradón que mantenía a los suyos en el partido.

El hecho de no tener controlado el centro del campo hizo que Diego Pastelero buscara más control en esa zona retirando a Juanito y colocando a Pedro Gilarte. Un efectivo más para por lo menos mantener el punto que se estaba consiguiendo hasta el momento.

Los placentinos estaban aguantando bien a balón parado al C.D. Badajoz, pero en el 71, un córner de nuevo lanzado de forma magistral por Joaqui Flores, encontraba la frente de Gabri Ortega que remataba solo en el centro del área. El balón lo llega a tocar con las manoplas Manolo Ladero, pero no puede impedir que entre en la portería, era el 0-1.

La mala suerte se cebaba con el equipo placentino. De nuevo Joaqui Flores, de nuevo por banda derecha, realizaba una incursión en el área y disparaba a puerta. Manolo Ladero lograba despejar el balón pero el rechace pegaba en la rodilla de Juanals, que había llegado para intentar despejar la pelota, y se introducía en la puerta unionista convirtiéndose en la sentencia del partido.

 

ARTÍCULOS RELACIONADOS:

CRÓNICA| Se dio “la vuelta a la tortilla”…(2-3)