PREVIA | Ya no es un sueño. Se puede tocar

previa-ya-no-es-un-sueño-se-puede-tocar

El sueño del play off está ahí. Los serones no quieren despertar y es lógico. La visita a Marbella es otro escalón más en este año que no deja de dar buenos momentos al Villanovense.

Explicarlo es difícil. Cuando uno lleva todo el año siguiendo a un equipo como el Club de Fútbol Villanovense, es un lujo poder escribir este tipo de previas. La evolución del equipo durante todo el año, a pesar de algún pequeño traspiés, ha sido espectacular. El diseño de temporada de Manolo Sanlúcar, incluso ante los que creó dudas en su momento, ha creado cátedra. Es por ello, que pase lo que pase desde aquí hasta final de temporada, el equipo serón, ha realizado un magnífico trabajo y un gran año.

Dicho esto, hay que centrarse en el día a día. Toca visitar al Marbella. Hay ganas, sobre todo después de otra victoria contundente ante el Cartagena y sobre todo viendo la situación actual del equipo que se va a presentar a las 3 últimas jornadas ligueras como un auténtico “sputnik”. “Imparables” lo catalogan algunos, “confiados” lo definen otros. La realidad es que el equipo se siente “equipo” y ha sabido sobreponerse a malos resultados y lesiones durante toda la temporada. La guinda del pastel está tan cerca que nadie está dispuesto a que venga otro a comérsela.

El Marbella les espera con la guardia alta y los brazos en posición de “defensa siciliana” a los George Foreman. No se fían y saben que los lobos llegan dispuestos a traerse los tres puntos si es necesario. Y es que los marbellis depende en exceso de este partido. Perder en casa les alejaría casi de forma definitiva de la cuarta plaza y por tanto de la posibilidad de Play Off.

Los de Sanlúcar por su parte, una semana más han hecho trabajo extra por frenar la euforia. Y es que esa está siendo la clave del éxito. Cumplir el partido a partido del “Cholo” y que siempre es tan difícil de mantener. Se busca la confirmación y en Marbella es fácil que se consiga si se juega como en las últimas jornadas.