Resumen 2017 | Nuestra élite futbolística podría tener 3 fases de ascenso…

El año futbolístico para nuestra élite futbolística ha tenido de todo. Buenos resultados, no tan buenos, cambios de aires, regresos a casa…

Los regresos además fueron muy sonados y beneficiosos para nuestra localidad y sobre todo para el Club de Fútbol La Solana. Tras realizar una gran campaña tanto en la Unión Polideportiva Plasencia (Tercera Extremeña) como en Almagro CF (1ª vuelta) y Atlético Tomelloso (2ª vuelta) en la Tercera Manchega, tanto Manolo Ladero como David Sevilla decidían volver y apostar por el club de su ciudad en el intento de devolver al equipo amarillo a donde se cree que nunca debió dejar de estar, en el Grupo XVIII de la Tercera División. Sin duda dos refuerzos espectaculares que le han dado ese plus al equipo de Manolo Sancho este año desde el primer día.

De todos nuestros futbolístas de élite, sin duda el que mejor rendimiento ha tenido y está teniendo a nivel individual y colectivo es Alfonso Candelas. La pasada campaña con el Club de Fútbol Villanovense jugó la fase de ascenso a Segunda División A cayendo eliminado en segunda ronda ante el Racing de Santander tras cargarse en la primera al potentísimo Fuenlabrada. El lateral zurdo solanero cambiaba de aires este año apostando por un proyecto aún más ambicioso y sin salir de tierras extremeñas. Su destino, el Extremadura UD. Con el se iban dos compañeros, Carlos Valverde y Jesús Rubio, estandartes de su anterior equipo junto a él. Con la primera vuelta cerrada, el equipo es segundo a un punto del líder Cartagena, y tiene pinta que los de Manolo Ruiz jugarán la fase de ascenso a Segunda. Candelas, tanto este año como el pasado está jugando prácticamente todos los partidos haciéndose merecedor de la titularidad absoluta en el lateral izquierdo.

Juanra Gómez por su parte por fin está viendo la luz un año después. Tras la ilusión en su fichaje por el Atlético de Madrid «B» a finales del verano de 2016, su paso por el equipo colchonero fue sombrío. No por su estado de forma, que era espectacular, sino porque la dirección técnica del filial rojiblanco no decidió contar mucho con él esa campaña en Tercera División. Aún así su equipo conseguía el ascenso y el retorno a la Segunda B esta campaña. Terminado ese periplo incierto, Juanra fichaba por el Real Murcia CF. Proyecto ambicioso donde los haya y de la mano de Manolo Sanlúcar (que duró poco en el cargo). La llegada de Salmerón le está dando muchos mas minutos al solanero que cuenta con la confianza plena del míster. El punto de influexión fue su partido ante el F.C. Barcelona en Copa en la Nueva Condomina donde el defensa solanero realizó un gran papel. Ahora su equipo está 5º a tan solo 3 puntos de la promociòn y pinta muy bien para la segunda vuelta. Podríamos tener a Candelas y Juanra a final de temporada jugándose el ascenso a Segunda División.

Fran Manzanara sufría el descenso de su equipo la pasada campaña a Tercera División. El Play Out ante el Sanse fue duro e injusto y dejó al equipo granota sin el premio de la permanencia. Finalmente el solanero apostó por su club y este año está dándolo todo por retornarlo a la Segunda B. Está siendo también parte fundamental de la plantilla siendo uno de los capitanes del equipo. La cosa no pinta mal, de momento tras el final de la primera vuelta, el equipo levantinista está como líder en solitario con 5 puntos de ventaja con el segundo clasificado. Pero es que es normal, el Atlético Levante cuenta con un auténtico equipazo y la categoría se le queda pequeña. Esperemos su retorno.

Juli Cacho y sus compañeros la pasada campaña del Carrión no consiguieron salvar la categoría. Mucho se especuló poco después de lo que podía suceder con el futuro del central de La Solana. Al final su cambio de aires le mantenía un año más en Tercera División. Pasó del verde carrionero al Azulón del C.D. Madridejos. Aquí también se encuentra cómodo. Sigue contando para el equipo técnico como una de las piezas fundamentales del equipo, independientemente de quién sea quien dirige desde el banquillo. De momento su equipo está seis puntos por encima del descenso y con una segunda vuelta igual de regular que la primera la salvación podría estar asegurada. Porque no se esperan descensos por arrastre por arriba con Toledo y Talavera sólidos en Segunda B.