Juvenil | Las bajas no dieron tregua en Manzanares (2-0)

La visita a Manzanares se saldó con una derrota sobre todo por las hasta cuatro bajas que presentó el equipo de Ladero al tener que ceder a sus jugadores al primer equipo ese domingo.

El derbi se quedó en Manzanares. Los chicos de Manolo Ladero no conseguían alargar su racha de tres partidos consecutivos sin conocer la derrota y caían en su visita al José Camacho ante el Manzanares Club de Fútbol.

El equipo amarillos se presentó en Manzanares con tan solo 12 jugadores el pasado domingo a las 11:30 de la mañana. Las numerosas bajas del primer equipo con un total de 6, hizo que Manolo Sancho tuviera que tirar del juvenil para completar la plantilla con Pocho, Víctor, Ángel o Vipu que incluso llegaron a disputar algunos minutos con el C.F. La Solana ese mismo domingo por la tarde.

Es por ello que Ladero se quedó sin muchas opciones en su visita a Manzanares. Aún así los chavales se dejaron la piel y lograron llegar al descanso con empate a cero. En la segunda mitad, Marius Dalea adelantaba al Manzanares a los tres minutos de la reanudación y Joao Santos sentenciaba minutos después.

Derrota comprensible por 2-0 ante un rival menos mermado en su plantilla y con más índice de acierto de cara a la portería contraria.